El casco antiguo de Pamplona es el corazón de la ciudad. En Pamplona tendrá la oportunidad de relajarse y pasear por el centro histórico de Pamplona visitando sus puntos más interesantes, la famosa Plaza del Ayuntamiento, la Ciudadela, la calle Estafeta, la Plaza del Castillo, la Plaza de toros o la Catedral.

Plaza del Castillo

En ella destacan el famoso y antiguo Café Iruña, uno de los más antiguos del país y lugar asiduamente visitado por el famoso escritor Ernest Hemingway y El kiosco, en el centro de la plaza desde 1943 desde donde se efectúa diversos conciertos y actividades.

Museo de Navarra

Museo de Navarra, situado al comienzo de la calle Santo Domingo, donde se inician los famosos encierros de toros en San Fermin. Cuenta con una capilla de estilo gótico y una interesante portada barroca. En el museo podrá visitar las diferentes salas dedicadas a Prehistoria, Renacimiento, Barroco y siglos XIX y XX.

Parque de la Ciudadela

El parque de la Ciudadela es un complejo amurallado y un precioso lugar en el interior de la ciudad donde se conserva de forma inmejorable, el antiguo sistema defensivo de la ciudad. Alberga en su interior amplios jardines y sus baluartes son utilizados para exposiciones de arte.

Parque de la Taconera

El Parque de la Taconera es el más antiguo de Pamplona, conserva en una de sus entradas el portal original de la ciudad que se encontraba insertado en la muralla hasta el año 1915. En su interior, podemos observar el original diseño de sus jardines, diversas especies de arbolado de gran envergadura, y algunos animales en los jardines interiores de los fosos de las murallas. Ideal si visita Pamplona con niños.